Erradicar las desigualdades de género para luchar contra la despoblación en el mundo rural

Versión para impresiónVersión para impresión

Mari Carmen Barrera en una jornada del CES sobre derechos de las mujeres en el medio rural


La Secretaria de Políticas Sociales, Empleo y Seguridad Social de UGT y Presidenta en funciones del Consejo Económico y Social (CES), Mari Carmen Barrera ha intervenido hoy en una jornada de presentación del estudio “Derechos económicos, sociales y culturales de las mujeres en el medio rural” organizado por la ONG Mundubat.

En su intervención, Mari Carmen Barrera ha manifestado que, en su Informe sobre el Medio Rural y su Vertebración Social y Territorial el CES destaca que “el mundo rural en España se ha vuelto más diverso y complejo, y uno de los principales problemas a los que se enfrenta es el despoblamiento. Revertir esa despoblación es muy complicado, sobre todo porque afecta a áreas de baja densidad, desequilibradas en su estructura de edades y género”.

“Las posibilidades de crecimiento y desarrollo de las zonas rurales están ligados a la permanencia de esta población con edades intermedias, pues son las personas encargadas del trabajo productivo, reproductivo y de cuidados de mayores. Pero esa permanencia depende de que sus perspectivas de vida estén garantizadas dentro de unos estándares básicos, lo que significa, entre otras cuestiones, posibilidades de empleo y acceso a la educación, la sanidad, la cultura, o la cobertura social” ha señalado.

“La menor presencia infantil y de jóvenes en el medio rural es fruto tanto de la tendencia de estos últimos a abandonar las zonas rurales, como de la masculinización en los grupos, que explica en parte los bajos índices de natalidad. Esta masculinización” ha explicado, “se debe a la existencia de una emigración femenina importante en dichas edades, propiciada en parte por la falta de igualdad respecto al trabajo productivo y reproductivo, y facilitada por su mayor nivel educativo”.

Barrera ha subrayado que “para el CES, las desigualdades de género – que se expresan en el reparto de las tareas domésticas, la gestión de la dependencia y los mercados de trabajo- influyen en el despoblamiento rural y, en otras palabras, la consecución de la igualdad de género se convierte en una condición indispensable para disminuir la masculinización del medio rural”.

Digitalización y Dependencia

La Secretaria de Políticas Sociales, Empleo y Seguridad Social de UGT y Presidenta en funciones del CES ha destacado que “cuando analizamos las dificultades para alcanzar la igualdad aparecen, tanto factores específicos del medio rural, como otros de carácter general que inciden en la inserción laboral de las mujeres como la digitalización de la economía y los sistemas de atención a la dependencia”.

“El carácter familiar de gran parte de las explotaciones del tejido económico rural determina una participación subordinada de las mujeres en las empresas agrarias, y ello se debe en gran parte por la pervivencia de estereotipos de género” ha finalizado.

Vídeo: