El diagnóstico es indispensable para elaborar Planes de Igualdad

Versión para impresiónVersión para impresión

Cristina Antoñanzas participa en el Congreso Nacional de Igualdad de Oportunidades


La Vicesecretaria General de UGT, Cristina Antoñanzas, ha intervenido hoy en el Congreso Nacional de Igualdad de Oportunidades que se celebra en Barcelona para abordar los criterios de negociación de los diagnósticos de igualdad.

En su intervención, Cristina Antoñanzas ha señalado que “la inserción laboral de las mujeres se ha hecho de forma paulatina y desigual en los distintos sectores de producción y la adaptación de los Convenios Colectivos a la nueva realidad de la integración laboral de las mujeres, es un proceso lento, es por esto que los diagnósticos pretenden detectar las deficiencias que existen en una empresa que impiden la igualdad real entre mujeres y hombres”.

“El diagnóstico es indispensable para elaborar un plan de igualdad porque permitirá conocer cuál es la situación en igualdad de oportunidades de mujeres y hombres en una empresa. Por eso debe ser completo y exhaustivo, y tiene que recoger todas las condiciones laborales desagregadas por sexo para asegurar su efectividad y erradicar las desigualdades” ha subrayado.

Antoñanzas ha resaltado que “los diagnósticos de los Planes de Igualdad están pendientes de desarrollo reglamentario que fueron modificados por el Real Decreto-ley 6/2019 de 1 de marzo, de medidas urgentes para la garantía de la igualdad de trato y oportunidades entre mujeres y hombres en el empleo y la ocupación que modificó la Ley Orgánica 3/2007, de 22 de marzo, para la igualdad efectiva de mujeres y hombres”.

“Tenemos por delante una gran tarea que precisa de recursos porque antes del 9 de marzo de 2021, alrededor de 12.000 empresas de más de 100 trabajadores tienen que tener un plan de igualdad y tendrán que realizar sus diagnósticos previos. Habrán tenido más de dos años para hacerlo, desde la aprobación del decreto” ha explicado.

“Eso sí, y esto es muy importante, deben ser negociados, algo que no contemplaba la ley de 2007, ya que podía realizarlo la empresa sola, salvo que se hubiera dispuesto en Convenio Colectivo su negociación”.

Los Planes de Igualdad deben ser negociados

La Vicesecretaria General de UGT ha manifestado que “tanto la Jurisprudencia comunitaria como la española interpretan esta obligación como un deber empresarial y de los representantes de los trabajadores. No se trata de un mero trámite, la empresa tiene que dar la información necesaria para el diagnóstico y la realización de propuestas y contrapropuestas dirigidas a llegar a un acuerdo”.

“La buena fe negocial es exigible a ambas partes de la negociación. Y, en caso contrario se puede recurrir a la inspección de trabajo, acudir a la Solución Autónoma de Conflictos, e incluso a los tribunales de justicia, que pueden además de sancionar, anular incluso el plan de igualdad”.

“Por eso es muy importante realizar este diagnóstico sobre la totalidad de la empresa sin exclusión de ningún grupo de trabajadores o trabajadoras. Y también lo es la composición de la Comisión Negociadora del plan de Igualdad, que se encargará de desarrollar el diagnóstico, y que debe constituirse de forma paritaria por empresa y representantes de los trabajadores y debe establecerse de manera clara su composición”.

“En este sentido, es imprescindible que se redacte un reglamento de funcionamiento. Antes incluso que se aprobara EL Real Decreto-Ley de 6/2019, de 1 de marzo, de medidas para la igualdad, algunos Convenios Colectivos, recogían en sus textos, cómo se va a desarrollar la fase de diagnóstico. Creemos que este es el método idóneo” ha finalizado.