La Conferencia sobre el futuro de Europa debe centrarse en reforzar el modelo social europeo

Versión para impresiónVersión para impresión

Valerie Parra ha intervenido en el Curso de Verano del Consejo Federal del Movimiento Europeo donde ha reivindicado reforzar los servicios públicos y un nuevo contrato social


La Responsable del Area Europa de la Secretaría Confederal de Relaciones Internacionales de UGT, Valerie Parra ha intervenido hoy en el Curso de Verano del Consejo Federal del Movimiento Europeo en la UIMP que se desarrolla en el Palacio de la Magdalena (Santander).

Valerie Parra ha participado en la ponencia “La participación de los agentes sociales en la CoFoE - Conferencia sobre el Futuro de Europa -” donde ha subrayado que la UE se encuentra en una encrucijada y debe estar a la altura de los retos a los que se enfrenta, algo que “quizás hoy es más real que nunca y debemos entre todos realizar un cambio de rumbo relevante y comprometernos con los principios fundacionales de Europa para salir reforzados de esta crisis política, económica y social sin precedentes”.

“En este sentido”, ha afirmado, “la Confederación Europea de Sindicatos (CES), de la que UGT es miembro fundador, acogió con satisfacción la intención de organizar una Conferencia sobre el futuro de Europa que para el movimiento sindical europeo constituye una oportunidad de abrir un debate en el que surjan ideas cómo afrontar la recuperación de la crisis de la COVID-19 y allanar el camino hacia una economía y una sociedad europeas más justas, inclusivas y sostenibles, basada en un Contrato Social Renovado para Europa”.

“La Conferencia debe abordar un debate real y profundo, con plena participación de las instituciones europeas y nacionales, interlocutores sociales y organizaciones de la sociedad civil y la Europa social debe estar en el centro de una Conferencia que no debe ser un ejercicio burocrático ni centrarse únicamente en cuestiones institucionales, sino constituir un momento clave en el proceso de construcción de la Unión Europea del futuro y basarse en una agenda ambiciosa” ha añadido.

Promover el diálogo social

Valerie Parra ha destacado además que la Conferencia “debería analizar la crisis de la democracia, a nivel institucional, económico y social puesto que esta crisis es la consecuencia, entre otras razones de iniciativas que eliminan o debilitan los derechos fundamentales, incluidos los derechos laborales y sindicales, y de la gestión de las crisis económicas anteriores por parte de la UE y de los gobiernos nacionales mediante políticas de austeridad que han dañado a los más vulnerables”.

“Es necesario revertir estas tendencias para fortalecer la democracia” ha explicado, “y se deben defender y reforzar las instituciones democráticas, así como los procesos de toma de decisión pero, al mismo tiempo, es indispensable reforzar la democracia en la economía y en la sociedad, entre otras cosas, reconociendo y apoyando a los sindicatos y a la sociedad civil, y redistribuyendo el poder y la riqueza, respetando y reforzando los derechos sindicales y de los trabajadores, y protegiendo a los más vulnerables en la crisis actual, incluido mediante un compromiso renovado con los servicios públicos, los bienes públicos y la protección social. La CES estará en primera línea para defender y promover sindicatos fuertes, el diálogo social, la negociación colectiva y la participación de los trabajadores, como herramientas fundamentales para la democracia económica, social y en el lugar de trabajo”.

Fortalecer los servicios públicos

La Responsable del Area Europa ha resaltado que “en los últimos años, los beneficios del mercado único no se han repartido entre el capital y el trabajo, y muchos trabajadores y comunidades se han quedado atrás. Esta es la base del descontento social generalizado y, por ello, son urgentes nuevas soluciones. Además, la crisis de la COVID-19 ha puesto de manifiesto y agravado aún más esta situación, también impactando más severamente a los trabajadores vulnerables, precarios, jóvenes, mujeres, y minorías étnicas”.

“Europa ha descuidado sus servicios públicos con políticas de austeridad y falta de inversión, socavando la financiación pública, así como la accesibilidad y asequibilidad a estos servicios, incluidos los sanitarios y de asistencia social. En este contexto, la conferencia sobre el futuro de Europa debería subrayar el papel vital y el lugar que ocupan el sector público y los servicios públicos en el desarrollo de Europa y su futuro y los debates sobre la salud deberían centrarse en cómo contribuir a garantizar que todos sus habitantes disfruten del derecho a la salud y tengan igual acceso a servicios sanitarios y sociales asequibles y de alta calidad, prestados por sistemas públicos resilientes, dotados de personal suficiente y bien equipados con cobertura universal”.

Un nuevo contrato social

Valerie Parra ha manifestado que “se necesita urgentemente un Contrato Social renovado para Europa que garantice que la recuperación de la crisis de la covid-19 allane el camino hacia una sociedad más justa, inclusiva y sostenible y la Conferencia sobre el Futuro de Europa debería centrarse en la necesidad de reforzar el modelo social europeo y la economía social de mercado”. 

“Debemos proponer una visión para la sociedad europea después de la crisis de la COVID-19 en la que la recuperación beneficie a los trabajadores y se garantice una transición ecológica y digital socialmente justa en la que nadie se quede atrás. Para ello, los principios consagrados en el Pilar Europeo de Derechos Sociales y la Agenda 2030 de la ONU deben ser la piedra angular de la recuperación” ha finalizado.