6 millones de puestos de trabajo en riesgo en 2021

Versión para impresiónVersión para impresión

Europa corre el riesgo de comenzar el nuevo año con una explosión del desempleo, ya que las medidas necesarias para salvar puestos de trabajo por la crisis de la Covid podrían finalizar en siete Estados miembros, según muestra un nuevo informe de la Confederación Europea de Sindicatos (CES).

Los gobiernos nacionales, con el apoyo del plan SURE de la UE, salvaron 42 millones de puestos de trabajo en el punto álgido de la pandemia, a través de planes de "desempleo parcial" (ERTES) que subvencionaban una parte de los salarios de los trabajadores para evitar despidos masivos.

Pero las medidas de apoyo al empleo finalizarán en siete Estados miembros antes del 31 de diciembre: Bélgica, Chequia, Dinamarca, Croacia, Portugal, Suecia, Chipre.

En mayo, unos 5,8 millones de puestos de trabajo en esos países estaban siendo respaldados a través de “planes de desempleo parcial - ERTES”, lo que indica el número de empleos amenazados sin una ampliación de las medidas de apoyo al empleo.

Además, otros 14,2 millones de trabajadores están en riesgo en Austria, Irlanda, Italia y España, donde los sistemas actualmente finalizarán entre el 31 de enero y el 31 de marzo de 2021.

Los plazos previstos están explicados en una serie de informes sobre el efecto de la crisis de Covid en los trabajadores publicados por la CES y su instituto de investigación, el ETUI.

En este sentido, el movimiento sindical europeo ya ha publicado un informe que muestra que el desempleo en la UE podría duplicarse, entre 15 a 30 millones, si todos los países retiran prematuramente sus medidas de apoyo al empleo.

Actualmente, solo unos pocos países como los Países Bajos, Luxemburgo, Francia y Alemania han indicado que continuarán con estas medidas hasta mediados de 2021 o más allá.

Propuestas de la CES

Para evitar una catástrofe de desempleo, los sindicatos europeos piden:

•    A los Estados miembros, que amplíen las medidas de desempleo parcial (ERTES) hasta que se produzca una recuperación económica real y se haya estabilizado el empleo.

•    A la Comisión Europea, que refinancie su esquema SURE de 100 mil millones para apoyar a los Estados miembros.

•    Esquemas para abordar problemas existentes como la exclusión de trabajadores precarios y autónomos.

Por todo ello, el Secretario General de la CES, Luca Visentini, ha señalado que “millones de trabajadores europeos que ya han perdido parte de su salario y se enfrentan ahora al período de las fiestas de fin de año lleno de ansiedad sobre si todavía tendrán un trabajo el año que viene. Los gobiernos nacionales deben dar a los trabajadores y a las empresas certeza sobre el futuro, mediante la extensión de las medidas de apoyo al empleo hasta que se produzca una recuperación económica real el próximo año. Los líderes de la UE demostraron que aprendieron las lecciones del colapso financiero al respaldar el empleo durante esta crisis y ahora necesitan renovar el esquema SURE para asegurarse de que sus esfuerzos no se desperdicien. Cada empleo perdido hace que sea más difícil para la economía europea recuperarse rápidamente y Europa no puede permitirse otra crisis social".


► Análisis completo de los esquemas de trabajo de corta duración

► Carta de los sindicatos y los empleadores a los ministros de finanzas nacionales sobre la situación