UGT exige al nuevo Gobierno que legisle y asegure los derechos de nuestros pensionistas

Versión para impresiónVersión para impresión

Debe aplicar a todas las pensiones reconocidas, y no solo a las nuevas, las sentencias del TJUE y el Tribunal Constitucional para eliminar la discriminación que se mantiene vigente, reduciendo la pensión a casi medio millón de pensionistas


• Se estima que el 23% de pensionistas han cotizado en alguna ocasión por trabajar a tiempo parcial. Si tenemos en cuenta el carácter retroactivo de estas sentencias, tal y como reclaman UGT y el TJUE, y teniendo en cuenta datos de la EPA, existirían 480.000 personas afectadas solo en los últimos cuatro años.

• El coeficiente de parcialidad es una fuente de discriminación para las mujeres.

• UGT puso en marcha la campaña “¡Pensionistas reclama! ¡Es tu derecho!”, en el mes de octubre, para animar a reclamar a los y las pensionistas lo que les corresponde en concepto de retroactividad y para que les corrijan las cuantías recortadas de sus pensiones (no solo a las nuevas como está haciendo la Seguridad Social de oficio).

• Otro de los objetivos fundamentales de la campaña es que se corrija una norma legal que vulnera los derechos de los trabajadores y trabajadoras.

La Unión General de Trabajadores reclama al nuevo Gobierno que legisle para que los pensionistas de nuestro país recuperen sus derechos y no vean mermada su pensión. En concreto, el sindicato reclama que aplique las diferentes sentencias que han dado la razón a UGT, como la del Tribunal Superior de Justicia de la Unión Europea (TJUE) y del Tribunal Constitucional (TC), que anulan un coeficiente de parcialidad que supone la reducción de la pensión para medio millón de pensionistas.

UGT puso en marcha una campaña, a finales de octubre, de información y reclamación para restituir un derecho que afecta a pensionistas que, en su día, trabajaron a tiempo parcial, y que han visto reducida su pensión como consecuencia de la aplicación de este coeficiente reductor a la hora de calcular la cuantía de su prestación.

Según datos oficiales, casi un 23% de pensionistas han cotizado en alguna ocasión por trabajar a tiempo parcial, y se estima que la sentencia del Constitucional, que solo se aplica a las nuevas pensiones, puede suponer 268 millones de euros al año, incrementándose cada año a lo largo de los próximos 10 años, hasta alcanzar un total de aproximadamente 500 millones de euros, manteniéndose estable en esta cifra. Estos datos suponen los importes que actualmente los pensionistas dejan de percibir en sus pensiones por causa de discriminación, tal y como ha dictaminado la sentencia del tribunal de justicia europeo.

UGT considera imprescindible que se revisen todas las pensiones existentes en nuestro país, reconocidas con anterioridad a la sentencia del TC, tal y como aboga también el TJUE. Considerando el carácter retroactivo, y teniendo en cuenta que, según la EPA, cada año se jubilan 120.000 personas que han trabajado a tiempo parcial, se estima que pueden ser potenciales beneficiarios de este derecho unos 480.000 pensionistas en cuatro años. Pensionistas que tendrían derecho a cobrar lo que han dejado de percibir por el coeficiente de parcialidad y a que se actualicen sus pensiones.

Acabar con la discriminación de género y mejorar la protección social

Este coeficiente de parcialidad afecta, directamente y en su mayoría, a las mujeres. El Tribunal Constitucional declara nulo, por ser discriminatorio, el coeficiente reductor para el cálculo de la pensión, debido a que las mujeres trabajadoras son mayoría en el empleo a tiempo parcial. La razón de la inconstitucionalidad se vincula a una discriminación indirecta por razón de sexo. Lo que se cuestiona realmente es la brecha de género en pensiones, en este caso, de jubilación, que perjudica a la mujer, más si trabaja a tiempo parcial (una discriminación múltiple).

Además, UGT señala que se reduciría el número de afectadas si se derogase la reforma laboral de 2012 y se acabase con la precariedad y la temporalidad que predomina en nuestro mercado de trabajo. Para el sindicato, el Gobierno debería corregir estas injusticias impulsando nuevas normas legales, consensuadas y en el marco del diálogo social. En este sentido, UGT defiende una reforma en profundidad para mejorar la protección social en nuestro país. Se trata de dar respuesta a estas formas de atipicidad en el empleo – más bien de precariedad laboral, en este caso, parcialidad- y desde un enfoque de género.

Por ello, la campaña puesta en marcha por UGT: “¡Pensionista reclama! ¡Es tu derecho!” forma parte de un objetivo más amplio y general que es lograr la mayor dignificación posible de los trabajadores y trabajadoras precarios. UGT va a emplearse a fondo para que se respete la doctrina del Tribunal de Justicia de la UE, que persigue luchar contra las discriminaciones ocasionadas a través de la precariedad en la legislación española.


► Cartel de la campaña: "¡Pensionista, reclama! ¡Es tu derecho!"

► Argumentario

► Octavilla

► Vídeo de campaña

 

Vídeo: 
📹 Estás viendo: 
Mari Carmen Barrera, Secretaria de Políticas Sociales, Empleo y Seguridad Social de UGT