La discriminación laboral en los jóvenes

El contexto económico y laboral, que se encuentran los jóvenes en su la inserción laboral se basa en la temporalidad y la precariedad; produciendo un constante proceso de discriminación laboral, desde su inicio hasta su plena integración en el mercado de trabajo.

Los procesos de selección de personal es una de las áreas donde resulta más difícil establecer la existencia de discriminaciones, aun cuando estas sean patentes en un anuncio de trabajo, a la hora de responder, la empresa siempre se escuda en que eso forma parte de sus necesidades, ya que se trata de valoraciones subjetivas.

La manera de detectar discriminaciones en el acceso a un empleo sería:

Que los representantes de los trabajadores tuvieran acceso a toda la información sobre la plantilla de las empresas y sus características, para ver como frenar las posibles discriminaciones. 

Revisar y detectar las posibles discriminaciones, que puedan aparecer, tanto al escribir el anuncio (anteponiendo una edad determinada cuando esta no sea necesaria par el puesto), como en los canales de difusión que sean utilizados, pues no sean los que más cerca tienen los jóvenes. 

Analizar el diseño de formularios y solicitudes de empleo, donde muchas veces se pide experiencia, que en realidad no es necesaria para el puesto a desempeñar. 
Se deberían revisar los criterios usados a la hora de seleccionar personal. Ya que hay veces que se exige una titulación que no es la adecuada, o no es necesaria.