Es necesaria una Ley que garantice protección específica a los mayores

Versión para impresiónVersión para impresión
Adela Carrió ha clausurado las jornadas “las personas mayores y el Estado de Bienestar”


La Secretaria Confederal de UGT, Adela Carrió, ha clausurado las jornadas sobre “las personas mayores y el Estado de Bienestar”, organizadas por la Unión de Jubilados y Pensionistas de UGT, en León, donde ha destacado la necesidad de “repensar cómo estamos protegiendo a nuestros mayores y si los instrumentos actuales son válidos, ya que en el último decenio ha habido grandes avances en las políticas relativas al envejecimiento y no obstante, la discriminación y la exclusión social continúan”.

“El envejecimiento de la población” ha explicado, “ha conllevado la introducción progresiva de nuevas políticas y programas principalmente relacionados con el desarrollo de los sistemas de salud, seguridad social, servicios sociales o bienestar. Pero si hacemos un análisis de la legislación, no sólo no existe una política integral que aborde de forma transversal los derechos de las personas mayores y que les proteja y les asegure su bienestar”.

Adela Carrió ha resaltado que “el aumento de la longevidad constituye un gran desafío para nuestro tiempo y si no se realiza una adaptación a estas tendencias demográficas será muy difícil lograr un futuro sostenible y seguro en el que las personas de cualquier edad lleven una vida plena”.
“Las personas mayores contribuyen al desarrollo económico y social, pero siguen siendo discriminadas y excluidas de la sociedad” ha comentado, “por eso debemos superar prejuicios para conseguir una población activa social y económicamente, que esté protegida y envejezca lo más saludablemente posible”.
 
“En este sentido, es necesario, entre otras cosas, incentivar la participación de los mayores en la sociedad, -factor clave para el desarrollo social- y promover iniciativas que estimulen su actividad, pero también es fundamental garantizar el poder adquisitivo de las personas mayores”.
 
Ley Integral de Derechos de las Personas Mayores
 
Por todo ello, Adela Carrió ha señalado la necesidad “una Ley Integral de Derechos de las Personas Mayores que garantice una protección específica a los mayores y contemple los ámbitos de salud, vivienda, protección económica, jurídica, cultura y ocio”.
 
“Una ley que garantice la protección y el ejercicio de los derechos de las personas mayores, la no discriminación por razón de edad, la igualdad de oportunidades y atención a las situaciones de mayor vulnerabilidad, la participación activa de los mayores en todos los ámbitos desde el social como el político, al privado como es el familiar, y bajo una perspectiva intergeneracional y que considere el hecho del envejecimiento como un logro y, a la vez, como un reto para conseguir que durante el tiempo en que se prolongue la pervivencia, se garantice la mejor calidad de vida”. 
 
“Asimismo”, ha finalizado, “es imprescindible desarrollar actuaciones y estrategias sociales y políticas que afronten las situaciones que viven los mayores y lo que van a vivir; debemos adelantarnos al futuro inmediato que se presenta, debemos abordar líneas de intervención para combatir la soledad y minimizar sus riesgos y consecuencias”.